Durante la mañana de este martes, la Fiscalía de Limón dirige allanamientos en diversos departamentos de la Municipalidad, en la casa del alcalde, Néstor Mattis Williams, y en la de un ingeniero municipal.

El objetivo es decomisar prueba necesaria para incorporar en dos investigaciones que se realizan, relacionadas con obras contratadas por el gobierno local.

Se trata de casos abiertos en el 2018. En el primero se investiga el contrato a una empresa para reconstruir una parte del Mercado de Limón y construir una parte nueva.

Según determinó la investigación, se hicieron las obras nuevas pero por dentro no hay divisiones, y no se efectuó la reconstrucción, pese a que se pagó la obra al contratista, la cual tuvo un costo de ¢2.600 millones y se canceló la garantía de la misma.

El otro caso investigado tiene que ver con una licitación pública que adjudicó la Municipalidad para construir las aceras del centro de Limón. La obra tiene un avance del 25%, sin embargo, el pago se giró a la empresa y se canceló la garantía, como si la construcción se hubiera recibido en su totalidad.

El monto adjudicado de esa obra fue de ¢410 millones, pero el mismo fue ampliado en ¢120 millones más, tras un adendum al contrato para que las aceras se hicieran con adoquines y no con cemento.

La prueba de tipo informática que se encuentre hoy será respaldada en los sitios, por parte de peritos del Organismo de Investigación Judicial. Otro tipo de evidencia que se recabe, será decomisada.

Compartir 0

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here