La Dirección General de Tributación (DGT), del Ministerio de Hacienda, prorrogó al 1 de octubre del 2019 la aplicación obligatoria de los comprobantes electrónicos para los contribuyentes de los sectores agropecuario y pesquero, siempre y cuando ejerzan exclusivamente las labores mencionadas.

El cambio obedece a las circunstancias especiales que dificultan la implementación de esta obligación a los contribuyentes que integran estos sectores, en virtud de las características propias de sus actividades y los lugares donde las desarrollan.

El director general de Tributación, Carlos Vargas, explicó que si bien en un inicio se estableció setiembre como fecha de inicio, dada su realidad de comercialización y la necesidad de una mayor capacitación acerca el proceso se estimó necesaria la prórroga.

Vargas agregó que durante este periodo se brindarán capacitaciones en el uso de la herramienta y se contará con el tiempo prudencial para que las personas tengan acceso a internet en zonas remotas, con el fin de cumplir con esta obligación.

Compartir 0

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here