Por: Andrés Cascante E.

-De Infobae. Este lunes arrancó el proceso de vacunación en los supermercados Publix, ubicados en Miami.

Cualquier persona que presente un documento con dirección de la Florida -o algún tipo de prueba de residencia, como una factura de un servicio- y sea mayor de 65 años puede sacar la cita en las farmacias del supermercado y recibir la vacuna contra el coronavirus, así como todo aquel que demuestre que trabaja en la industria de la medicina.

A ellos se suman todos los residentes del estado mayores de 55 años que tengan alguna de las 13 enfermedades pre-existentes establecidas por el estado como factores de riesgo ante el coronavirus, entre ellas: cáncer de seno, miocardiopatía, insuficiencia cardíaca congestiva, enfisema, enfermedad arterial coronaria de desvío, síndrome de down, o insuficiencia renal terminal.

La diferencia entre el servicio en Publix con otros supermercados que ofrecen la vacunación para personas con enfermedades pre-existentes, es que no exige una prescripción médica que documente la patología, sino que se basa en la buena fe de quien pide la vacuna.

Los trabajadores de las farmacias fueron entrenados para colocar las vacunas, que son las producidas por el laboratorio Moderna.

Además, se ha dispuesto en cada mercado un área especial, dividida, de vacunación, donde los pacientes reciben su dosis y se quedan 15 minutos bajo observación. No pueden estar más de dos pacientes a la vez, por eso son rigurosos con los horarios de los turnos.

Estados Unidos superó este lunes las 75 millones de dosis aplicadas contra la enfermedad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here