Por Alejandro Meléndez

El ministro de Hacienda Rodrigo Chaves arrancó su comparecencia en el Congreso esta mañana con propuestas para reducir el gasto y eficientizar el Estado.

El titular de Hacienda fue convocado por el Parlamento para que se refiera al déficit fiscal más alto en las últimas cuatro décadas, que se fijó en 6,96% para el 2019.

Chaves recalcó que el gobierno plantea cerrar el Banco Internacional de Costa Rica (Bicsa), que es una entidad financiera costarricense que opera en Panamá.

También se propuso la concesión de la Fábrica Nacional de Licores (Fanal), o bien vender la entidad. El ministro incluyó dentro de sus intenciones utilizar un crédito de 160 millones de dólares para modernizar las herramientas de Hacienda para combatir la evasión fiscal.

«Hoy presentamos un proyecto de ley para destinar ¢226.145 millones del superávit de instituciones autónomas, fondos y dependencias a pagar deuda pública», especificó el ministro de Hacienda Rodrigo Chaves, en el cargo desde diciembre de 2019.

No obstante, el jerarca también dio la mala noticia de que la agencia calificadora Moodys bajó la calificación de la deuda costarricense de B1 a B2, decisión que, según Chaves, le costará $250 millones al Estado cada año.

La interpelación del ministro continúa en la tarde, según acordaron los legisladores en fechas anteriores.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here