Dos curas fueron condenados en Argentina por abusar sexualmente de niños sordos.

El cura argentino Horacio Corbacho fue sentenciado a 45 años de cárcel y el italiano Nicola Corradi a 42, según el fallo leído este lunes en el tribunal.

A raíz de las denuncias y más de 30 testimonios, los sacerdotes fueron detenidos en el 2016.

El Instituto Próvolo, ubicado en Mendoza, 1.000 km al oeste de Buenos Aires, fue cerrado en 2016 después de que estallaron las primeras denuncias en la justicia por abusos cometidos entre 2004 y 2016.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here