Un informe señala a la embajadora de Costa Rica en Naciones Unidas (ONU), Elayne White por provocar un clima laboral autoritario, denso, pesado, hostil e incluso violento.

Así se desprende del Estudio de Clima Organizacional de la Misión Permanente de Costa Rica ante la oficina de Naciones Unidas en Ginebra, Suiza.

El documento expone el testimonio de siete subalternos de White en la ONU, quienes describen “un ambiente de trabajo con un abuso de poder”. Incluso una de las entrevistadas asegura que “no quiere estar ahí, ella le quita las ganas de trabajar ahí y que no tiene ilusión”.

También indica que la embajadora utiliza el chofer que suministra la oficina de Naciones Unidas para asuntos personales. 

Noticias CRC intentó conocer la versión de la Cancillería sobre el tema, sin embargo al cierre de esta nota no se obtuvo respuesta.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here