Por Alejandro Meléndez

La Procuraduría General anunció su respaldo a la acusación que presentó la Fiscalía el pasado viernes contra el exmagistrado Celso Gamboa por aparente tráfico de influencias y cohecho propio en benficio del empresario Juan Carlos Bolaños, a quien también se le acusa de aparente penalidad al corruptor en un viaje que ambos realizaron a Panamá en octubre de 2016.

El abogado del Estado señaló en una nota de prensa que presentará querella y acción civil en el expediente que se sigue contra Gamboa y Bolaños por esta aparente dádiva.

En apariencia, el exjuez Gamboa no se inhibió de conocer un expediente cuando fue magistrado que pedía la desestimación de una causa de presunto tráfico de influencias de los exdiputados Víctor Morales Zapata y Otto Guevara Guth en beneficio de Juan Carlos Bolaños.

Por otra parte, la pieza acusatoria hace referencia a hechos ocurridos la tarde del 18 de abril del 2017, cuando, aparentemente, el exmagistrado y el empresario se encontraron en las afueras del edificio de Tribunales del Primer Circuito Judicial de San José.

Se cree que Gamboa, en su condición de juez de la Sala III, digirió y acompañó a Bolaños hasta el área exclusiva para personal de la Fiscalía Adjunta de Probidad, Transparencia y Anticorrupción, donde, en el escritorio de la Coordinación Judicial, se sospecha que Bolaños solicitó que se emitiera un documento en el que constaba que no existía ninguna causa abierta en su contra, gestión que fue realizada.

Además, el Ministerio Público está acusando a ambos imputados de mentir ante supremos poderes sobre estas situaciones. En la causa también está acusado un primo de Bolaños, de apellidos Rojas Segura, quien es el gerente de la empresa que pagó el viaje y el hospedaje de Celso Gamboa en Panamá.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here