Por: Ovidio Vargas

Costa Rica dispone desde este miércoles una nueva categoría dentro de las áreas silvestres protegidas, la cual se denomina Parques Naturales Urbanos (PANU).

Esta iniciativa tiene como objetivo preservar el ecosistema de bosque húmedo premontano presente en las principales zonas urbanas del Valle Central, del cual solo se conserva el 1,75% de su cobertura original.

Esta nueva clasificación se anunció en el Parque Ecológico La Colina de Curridabat, el cual contó con la presencia del presidente Carlos Alvarado y la ministra de Ambiente y Energía, Andrea Meza.

Alvarado explicó que esta nueva categoría funcionará para detener el urbanismo mal planificado evitando la reducción de espacios verdes.

Por último, Meza detalló que el país se comprometió a tener 4.500 hectáreas de áreas verdes dentro de las ciudades del país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here