Por: Francisco León

El Papa Francisco rechazó la renuncia del arzobispo de Múnich y Freising, el cardenal Reinhard Marx, presentada como gesto para asumir responsabilidades ante los abusos a menores por parte de miembros de la institución alemana, aunque valoró su decisión y admitió que «toda la Iglesia está en crisis» a causa de estos escándalos.

El cardenal Marx, expresidente de la Conferencia episcopal alemana provocó el pasado viernes un auténtico terremoto en la Iglesia católica al presentar su renuncia.

Esta decisión se produjo como «señal de la asunción de responsabilidades» tras el demoledor informe sobre los abusos a menores y encubrimientos en el periodo entre 1975 y 2018 por parte de curas de la archidiócesis de Colonia.

El Papa se muestra de acuerdo con Marx en calificar «de catástrofe la triste historia de los abusos sexuales y el modo de enfrentarlo que tomó la Iglesia hasta hace poco tiempo» y que el primer paso que debe dar la Iglesia es hacerse «cargo de la historia, tanto personal como comunitariamente».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here